En este artículo me gustaría explicaros:

– ¿Qué es, y para que sirve el filtro de partículas?

– ¿Cómo podemos prevenir su obstrucción? ¿Qué averías costosas produce la obstrucción del filtro de partículas?

– Por último, si ya existe un problema ¿Cómo podemos solucionarlo?

El filtro de partículas al descubierto… ¿Qué es el filtro de partículas?

El filtro de partículas sirve para retener las partículas generadas por la combustión, estas partículas sumadas a millones de coches en circulación son perjudiciales para nuestra atmósfera, y lo que es más importante, para nuestra salud. Un mal funcionamiento del filtro de partículas puede llegar a ser mortal.

Para no complicarnos mucho en su definición, ya que el paradigma que hay sobre este tema es tan amplio que no podría escribirlo en este post, diré que se trata de un filtro que retiene las partículas de hollín, pero que tiene unas características peculiares:

-Debe de alcanzar temperaturas altas, sobre 500 grados, para que se puedan quemar esas partículas, por eso se instala en el escape.

-Debe utilizarse un aceite recomendado para que se realice un proceso de regeneración adecuado, sin necesidad de ser intervenido en un corto periodo de tiempo.

-En algunos modelos de vehículos, se instala un sistema de aditivo, que es un activador para que se alcance la temperatura correcta, ya que en algunas situaciones el filtro no llega a conseguir la temperatura adecuada en el tiempo necesario.

¿Cómo prevenir problemas con este filtro?

Como todo filtro necesita ser limpiado o sustituido.

¿Cómo lo limpiamos?

Se trata de un elemento complicado, aunque lo desmontemos necesitaremos productos y herramientas especiales para hacerlo, con lo que el proceso de limpieza será de forma automática. Sólo debemos tener en cuenta que, si adquirimos un vehículo con este tipo de filtro, su circulación debe de ser el 80% por autovías y trayectos largos, para que se regenere de forma pasiva.

¿Qué ocurre si no circulamos por autovía lo necesario?

Tendremos que acudir (no más de 60km desde la compra del vehículo) a las llamadas regeneraciones activas, que consiste en: con una serie de máquinas especiales simular estas características de funcionamiento, donde se revoluciona el vehículo, además se crea en el motor unas post-inyecciones para poder quemar esas partículas que no han sido quemadas de forma pasiva. En vehículos de nueva generación no hay problema, pero cuando ya tienen una cierta edad, sí que puede provocarse la rotura completa del motor.

Hay veces en las que por sometidas regeneraciones activas, o incluso por no llevar un mantenimiento adecuado del vehículo, es imposible reacondicionarlo.

¿Qué solución económica podemos ofrecer?

Ten en cuenta que estos filtros pueden llegar a costar hasta 1800€. En nuestro taller disponemos de una serie de herramientas para poder intervenirlo, procederemos a su desmontaje completo y le aplicamos unos productos de limpieza a gran temperatura para poder eliminar las partículas de hollín, en el caso de que no podamos limpiarlo, tendremos la opción de sustituirlo por uno reconstruido.

Si fuera posible la limpieza, su precio ronda entre 200 y 250€, pero si tenemos que sustituirlo, el precio podría variar mucho según modelo de vehículo, lo mejor es consultar con nuestro asesor de servicio.